Dejamos el post anterior a este en el punto de que, una vez de que, no apeteciéndome, decido acudir a una reunión familiar, porque considero que es lo mejor, ¿cómo puedo manejar la situación para que se me haga más llevadera?

  1. Vestirnos con nuestra mejor actitud: es posible que años previos haya resultado una velada no muy agradable, pero este año puede ser diferente
  2. No adivinar: no dar por hecho de que lo voy a pasar mal…. depende de uno mismo
  3. No tocar temas polémicos y si alguien los saca, mantenerse al margen
  4. Introducir distractores: las actividades lúdicas compartidas como un juego o cantar, distiende el ambiente y proporciona sensación de bienestar
  5. Sordera selectiva: ante posibles comentarios desafortunados de otras personas
  6. Diálogo interno con humor: tómate un momento para ti y abstráete de la situación, como si lo estuvieras viendo desde fuera, como si estuvieras viendo una comedia de teatro
  7. Y finalmente…tomarse una copita (¡ o más!) tal vez ayude!!

¡FELIZ NAVIDAD!