Me atrevería a afirmar que nadie con una relación de pareja, está libre de dudar en algún momento, sobre si continuar con ella o no. ¿Motivos? Muchos y variados: porque ha aparecido otra persona que me atrae mucho, porque la relación de pareja que tengo no me motiva, me resulta rutinaria y aburrida, porque estoy en momento de crisis personal y me encuentro confundido/a….

Sin embargo, en este post vamos a centrarnos en la otra parte de la pareja, en la persona a la que su pareja le comunica que tiene dudas sobre sus sentimientos hacia ella, y no sabe si continuar con la relación o no.

Si te encuentras en esa situación, tal vez estas pautas te puedan ayudarte:

• Posiblemente, las dudas de tu pareja te hayan cogido por sorpresa… date un tiempo para asimilar la situación, es posible que experimentes rabia, tristeza y/o miedo; son emociones normales en estos casos. Procura mantener una visión realista de la situación y no ponerte en lo peor: la relación no se ha terminado.

• Lo más frecuente, es que decidáis esperar a que la persona con dudas, las aclare y tome una decisión, y aquí, comenzarás a experimentar la incertidumbre y miedo por si la relación se acaba. Es cierto que la incertidumbre es una sensación incómoda, y te llevará a darles vueltas a la cabeza todo el día; no obstante, no pierdas de vista que puedes sobrellevarla y si te mantienes ocupado/a, se te hará más llevadero.

• Procura tener presente que no está en tu mano cambiar los sentimientos de tu pareja y tal vez te incomode esta sensación de estar a merced de lo que decida el otro, de no tener control sobre la situación… de verdad? No olvides que tú decides hasta dónde/cuándo esperas.

• ¿Cuánto tiempo debo esperar? Aquí no hay plazos determinados… lo que sí podemos indicarte es que, la persona que tiene dudas, necesitará un tiempo para aclararlas, y eso suele requerir más de una semana.

• ¿Qué postura adoptar? Es habitual que la persona con dudas, tenga un comportamiento errático: hoy me acerco y estoy cariñoso/a y te mando mensajes, y parece que todo sigue intacto y, al día siguiente te digo que sigo con dudas…Siendo esta situación lógica, dado que esta persona actúa según sentimientos confusos, para la otra persona puede ser una experiencia devastadora. Por ese motivo, solemos sugerir establecer un distanciamiento temporal, hasta que la persona con dudas tome una decisión.

• Si, finalmente, la persona con dudas decide continuar con la relación, no tengáis prisa; la pareja ha sufrido un daño que hay que reparar, daos un tiempo de transición hasta que encontréis vuestro nuevo equilibrio. Y no reproches las dudas…en un futuro te puede pasar a ti.

Tanto si tienes dudas o si eres la otra parte, y no sois capaces de llevar la situación o experimentáis un malestar elevado, recordad que siempre podéis solicitar la ayuda de un psicólogo/a.

¡Gracias por leerme!